domingo, 27 de noviembre de 2016

II Gala CP Mayencos, 60 años con el deporte

II Gala CP Mayencos
60 años con el deporte
Sábado, 26 de noviembre de 2016


            Terminando ya las con los actos de este 60 Aniversario del CP Mayencos, se celebraba en nuestra sede social, la II Gala de Presentación de la Nueva Temporada, ofreciendo a socios, simpatizantes y público en general, además de a instituciones y medios, las líneas maestras de esta nueva temporada que como todos los años, comienza con los primeros fríos, con las primeras nieves, un ciclo que aunque afecta especialmente a las secciones de esquí (Alpino, Nórdico y Montaña), lo hace también al resto (Montaña, Triatlón y Orientación), porque en general, todas nuestras actividades se realizan en el medio natural, y es ahí donde se producen esos cambios de ciclo que todo el que se acerque a dicho medio debe observar, respetar e ir a su favor.

El Salón de Actos a rebosar

Quique y Luis, presentando el acto
            Ante un salón repleto de público, el Concejal de Deportes Quique Muñoz ofrecía unas palabras de reconocimiento y de agradecimiento hacia el club, sin duda uno de los más antiguos de Jaca. A continuación, Luis “Lardiés”, el Presidente presentaba el acto e iba presentando a los vocales de las distintas secciones, que daban a conocer las líneas maestras de lo que va a ser la próxima temporada en lo deportivo. Unas actividades que en lo básico son de continuidad sobre las anteriores, aunque siempre se introducen novedades.

Socios y simpatizantes, a la espera del comienzo del acto

José Miguel, presentando sus actividades
            Así pues, José Miguel, vocal de Esquí Alpino, daba un repaso al plan de cursillos que, si las condiciones de nieve y meteorológicas lo permiten, acogerán como años anteriores a cientos de niños y adolescentes, tanto para iniciarles en este bello deporte, como para participar en su perfección, destacando que es ahí, en esas tempranas edades en las que actualmente hay una importante cantera que tenemos que cuidar, acompañar y tratar de aupar a lo más alto. Mención especial a ese equipo de competición, cada año más consolidado, gracias al trabajo de Txetxu Mintegui y su grupo de colaboradores. El objetivo, como en años anteriores, es el de llevar el nombre del club y de la ciudad de Jaca a lo más alto del panorama nacional, y tener presencia en los circuitos internacionales. Y por supuesto, continuar con las habituales pruebas que organiza la Sección.

Rosa, con el Esquí Nórdico
            En cuanto a Esquí Nórdico, su nueva vocal, Rosa Yzuel, que ya tuvo esta responsabilidad hace dos temporadas, destacó también la labor continuada que, en los diversos formatos, se viene realizando con niños y jóvenes. Con los primeros para que se eduquen desde temprana edad en el contacto con este mundo de la montaña invernal, disfrutando sobre todo pero inculcando en ellos esos conocimientos que requiere una modalidad tan técnica como ésta. Y con los jóvenes con voluntad y aptitudes, entrando ya en fases de tecnificación para, igual que en Alpino, poder pasear nuestros colores por los circuitos autonómicos, nacionales e internacionales, organizando también las clásicas pruebas y fomentando los encuentros como Carnavales, Almuerzo de Noche Vieja, Fin de Temporada… Así como trabajando para no perder ese intercambio con el club Koll de Noruega.

Pedro con su Esquí de Montaña
            El Esquí de Montaña, con Pedro Marco al frente, es una disciplina a caballo entre el Esquí y la Montaña, participa de ambos, y habida cuenta de su gran desarrollo en los últimos años ha sabido abrirse un hueco con esta nueva vocalía. Su actividad básica en el club está enfocada a salir los sábados y domingos, consolidando, más si cabe, ese grupo de amigos y organizando salidas para que los más noveles le vayan cogiendo el gustillo a esta completa modalidad deportiva. Se lleva idea de hacer una salida a Alpes. Se están haciendo gestiones ya para organizar una nueva edición del Trofeo Mayencos de SKIMO, en colaboración con el CAF de Orthez (Francia). También, se va a seguir contando con el Centro A Lurte de Canfranc en todo lo concerniente a nivología, riesgo de aludes, formación, etc.

Chema y su Montaña
            Chema Tapia, como Vocal de Montaña, tomaba la palabra para presentar el programa de actividades con las clásicas salidas en cada estación del año, en las que se encuentran las raquetas, ferratas, media montaña, senderismo, alta montaña… sin olvidar la formación, escalada en roca, técnica  invernal, hielo… Como novedad, se destaca un fin de semana en Picos de Europa, y otro en plan familiar en el Valle de Chistau. En esta Sección se incluyen también las carreras por montaña, una disciplina también en auge, contando entre nuestras filas con participantes, tanto masculinos como femeninos, acostumbrados a subir a los pódiums. Se continuará con la coordinación, una edición más, del Circuito Trangoworld de Carreras Pirenaicas.

Guillaume, con su nueva Vocalía de Ttriatlón
            A continuación, tomaba la palabra Guillaume Taillebrèsse, nuevo Vocal de Triatlón, que pretende aportar toda su experiencia en las distintas disciplinas, además de su vertiente como entrenador. En su cartera de intenciones está la de consolidar grupos de entrenamiento y la de impartir clases para mejorar la técnica, así como la de presentarse en todas aquellas pruebas en las que sea posible. Destacaba que a pesar de no contar con muchos afiliados, éstos sí que estaban presentes a lo largo y ancho de la geografía nacional. Se organizará el Triatlón de Invierno de Ansó y se tratará de recuperar el Duatlón Cross de Jaca. En cuanto a Triatlón de Verano, podemos tener alguna sorpresa en el Valle del Aragón.



            Hechas las presentaciones, se procedía a la entrega de los trofeos a los distintos galardonados de esta II Gala Mayencos, y que brevemente pasamos a enumerar:

            En Esquí Alpino, a Irma Doliwa, por sus resultados deportivos en la temporada (el más destacado, 5ª ranking U16 nacional). Y a Txetxu Mintegui por su continua dedicación al Equipo de Competición.

           En Esquí Nórdico, a Beatriz Blanes, también por sus resultados deportivos (el más destacado, campeona de Europa de Esquí Maratón). Y a Manolo Marco por su trayectoria de décadas colaborando con el club, y especialmente con la Sección.

       En Montaña, a David Orna, por la ascensión al Ama Dablam y su implicación humanitaria en esa labor solidaria en la ONG Sonrisas y Montañas. También ascendieron a esa mítica montaña los integrantes de la expedición 60 Aniversario CP Mayencos, Nacho, Manolo y Jesús, cuyo reconocimiento aguarda a la presentación del documental de la ascensión, que se anunciará oportunamente.

           En Triatlón, a Luis Escalante, por su implicación en las distintas modalidades de la Sección, llevando el nombre del Club por gran parte del territorio nacional. Y a Juan Carlos Apilluelo por su larguísima trayectoria deportiva, destacando que aún está en activo, de hecho llegó en segunda posición en el III Maratón Blanco y quedó campeón del presente Circuito Trangoworld de Carreras Pirenaicas.


        En cuanto a las menciones especiales de Club, en primer lugar se entregó in memoriam el galardón a Juan Marcén por su prolongada dedicación a las distintas actividades, especialmente al Esquí Nórdico. Además, se premió al Centro A Lurte, de Canfranc, por su colaboración en materia nivológica y de riesgo de aludes, destacando que es una gran fortuna tener en el valle un centro de estas características, cuya actual gestora Rocío Hurtado agradecía dicha entrega. Y el broche final fue para el Ayuntamiento de Ansó, que representa a todo un colectivo que se vuelca en la organización del Triatlón de Invierno Villa de Ansó, recogiendo el galardón Félix Ipas que fue alcalde durante varias legislaturas y todavía en activo como concejal en el consistorio, quien también agradeció el galardón, destacando que por más que se impliquen, sin la organización técnica del club no sería posible su consecución.





          Tras el concurrido acto, en torno a un ágape ofrecido por el Club, los asistentes tenían ocasión de departir sobre el propio acto, sobre el año que termina, y que ha estado plagado de actividades, y cómo no, de los proyectos para esta temporada que comienza, a la que desde aquí le auguramos también mucha actividad para todos nuestros socios y simpatizantes. 

Muchas gracias a los asistentes  y enhorabuena a los galardonados.


El reportaje completo de fotos, donde se puede ver la entrega individual de galardones, en: https://www.facebook.com/chema.tapiagr/media_set?set=a.1266131746742879.1073741831.100000381966684&type=3

lunes, 21 de noviembre de 2016

III Maratón Blanco "Jacetania" y II Andada Popular "Puerta al Invierno"

III Maratón Blanco
"JACETANIA"

II Andada Popular
"PUERTA AL INVIERNO"

Sábado, 19 de noviembre de 2016



 "El dolor es temporal,
el orgullo es para siempre".

            Esta corta, pero contundente cita, nos da pie para comenzar con la entrada que dedicamos a esta dura prueba que corriendo o andando une Jaca con la estación invernal de Astún, en distancia maratón, y con más de 1.200 metros de desnivel, por el incomparable itinerario del Camino de Santiago, declarado Patrimonio Mundial de la Humanidad por la UNESCO en 1993.

Espléndida jornada de marcaje

Apacible imagen del día del marcaje
            De nuevo una edición más de este Maratón Blanco “Jacetania” y de la Andada Popular “Puerta al Invierno”. Y van tres y dos, respectivamente. El origen de esta prueba, como puede deducirse de sus nombres, es anunciar que la época invernal se acerca. Para unos será el final de una temporada de carreras por montaña y andadas, dando paso a un merecido descanso para en poco tiempo comenzar la preparación de la próxima. Para otros representará el afilar no sólo los dientes, sino también las cuchillas, los cantos, los crampones, piolet… materiales todos ellos asociados al invierno, asociados a la nieve, asociados a ese disfrute por el blanco elemento, por el hielo, por esa otra forma de acercarse al mundo de las montañas, o con raquetas, los más tranquilos. Cualquiera es buena, siempre y cuando tomemos conciencia de que la montaña invernal requiere su conocimiento, afrontar la montaña invernal requiere su preparación física, psíquica y técnica, para progresar por ella con las máximas garantías.

Tramo entre Canfranc pueblo y Estación
            Bueno, dicho esto, nos centramos en la prueba. Una prueba que este año se ha desarrollado con una climatología espectacular, a pesar de que las predicciones no lo eran tanto. El año pasado se cebó severamente con nosotros, y éste nos ha dado un respiro.

Recogiendo dorsales
Miguel Ángel con Marisa, la primera andarina
            Seis de la mañana. Jaca duerme, excepto las farolas, que algunas de ellas nos alumbran para dar los últimos dorsales a los andarines que ya deambulan por los alrededores. Más de ochenta se agrupan a las siete, junto a la entrada a la Ciudadela, para dar la salida. Una salida envuelta en discretos bancos de niebla por los glacis. Salida al paseo de la Cantera, para recorrerla por completo, y entrada al Camino de Santiago. Puente Grallas, puente Torrijos, río Ijuez, Castiello, por cuyo avituallamiento, la cabeza, compuesta por Augusto y Miguel Ángel, de Os Andarines d’Aragón, los dos más rápidos a este lado del Mississippi, ya llevaban un cuarto de hora por delante del mejor tiempo previsto por la organización, y se estaba a punto de dar la salida a los corredores.

El alegre grupo de andarines del Club Atletismo Jaca no faltó a la cita
Ciclistas de BTT Al Valle del Aragón,
que colaboraron abriendo y cerrando corredores
            Cabañera hasta Villa Juanita. Un par o tres de cientos de metros por la carretera local para seguir por esa misma cabañera hasta el cruce de la general y entrada al Juncaral. Precioso bosque ribereño que da acceso ya a Villanúa, donde se pueden volver a avituallar de nuevo para iniciar el bucle de la fuente del Paco, a la que se accede por un empinado sendero al principio, pero delicioso de transitar. Vuelta por el puente del barranco, y ya por pista de nuevo hasta Villanúa, donde se encuentran el mismo avituallamiento. En este punto, la cabeza de carrera a pie ya ha alcanzado a la de andarines. Se retoma el Camino de Santiago, pasando junto a las fauces que el río Aragón presenta a la altura del doble cruce por debajo de la carretera.

Momentos previos a la salida de corredores

Corredores terminando el paseo de la Cantera, en Jaca
            A Canfranc pueblo se llega tras haber cruzado el puente de abajo, de origen medieval, que da acceso al cementerio. En la población, está previsto que la cola de corredores alcance a la de andarines. De nuevo avituallamiento para encarar ya uno de los tramos más bonitos del recorrido, la senda marcada ya como GR 11.1, de la red de Senderos Turísticos de Aragón, que atraviesa un delicioso bosque jalonado por muretes de piedra recubiertos de musgo, últimos vestigios de una vida rural ya apagada. Tras dejar visualmente al otro lado de la carretera esa Torre de Fusileros, se sale debajo de la presa del embalse de Canfranc, para superarla por unas escaleras, que nos suben a la carretera. Por el túnel y un delicado, pero  breve tramo de carretera nos metemos en la población, que alberga esa Estación Internacional que lucha, ahora más que nunca, por recobrar el esplendor que nunca debió perder. Y para lucirse, para decirle al mundo que está ahí, justo en su entrada, otra parada para avituallarse. Un avituallamiento por el que pasa Guillaume Taillebrèsse, del CP Mayencos, en primera posición, a eso de las once y media de la mañana.

Augusto (derecha) y Miguel Ángel, que ganarían la Andada Popular

Marisa, que llegaría en primera posición en la Andada
            Seguimos por el GR 65.3 (Camino de Santiago) y GR 11.1 (variante de GR 11 o Senda Pirenaica), que desde Canfranc pueblo hasta la entrada a la Canalroya son un mismo camino. Un camino que pasa por debajo del imponente Col de Ladrones, y que va discurriendo entre bosque mixto hasta cruzar el barranco. Unas escaleras ayudan para ganar altura y llegar hasta la pista de Canalroya, donde el GR 11.1 descansa ya sobre el GR 11. Nuestro circuito sigue
El que no se divierte es porque no viene
ya hasta el final del Camino de Santiago ascendente, pasando primeramente por otro avituallamiento, seguido de un duro tramo de subida frente a Rioseta y sus impresionantes murallas de Borao, Aspe… Se toma un respiro el sendero para tomar otras escaleras a la altura del puente del Ruso. Piedras Rojas, cruce de carretera y ya estamos entrando a Candanchú.

Los andarines del Club Atletismo Jaca, de vuelta a Villanúa

Guillaume Taillebrèsse pasa en primera posición por Canfranc Estación
         Puente de Santa Cristina, y las ruinas del hospital medieval, ya mencionado en el Codex Calixtinus, de mediados del siglo XII, que recoge el Liber Sancti Iacobi, en cuyo libro V (Iter pro peregrinis ad Compostellam, o guía del peregrino) se describen los pueblos, ríos, gentes, y demás aspectos del camino, entre lo que destaca que este enclave era uno de los tres más importantes del mundo cristiano de la época). Sirvan estas reflexiones para llegar hasta el mismo puerto de Somport, el Summus Portus romano, junto a la frontera. Ya sólo nos queda transitar por la orilla de esa carretera que nos lleva hasta Astún, donde encontramos la meta.

Raúl García (centro), Juan Carlos Apilluelo (izda.) y Guillaume Taillebrèsse (dcha).
Podium absoluto masculino

Orosia Juanín, que entraba en segunda posición
            Una meta bajo cuyo arco pasa en primera posición Raúl García, del Trangoworld Impulse Team, en 3h 27’ 10’’, seguido de Juan Carlos Apilluelo, del Grupos de Montaña Sabiñánigo, en 3h 31’ 06’’; y en tercera posición, Guillaume Taillebrèsse, del CP Mayencos, en 3h 35’ 12’’. Son los que suben al pódium absoluto masculino. El femenino lo ocupan Susana Vidal, del Trail Run Sport Toro, que termina la prueba en 4h 31’, seguida de Orosia Juanín, del Asamún, con 4h 54’ 30’’, y Patricia Taillebrèsse, independiente, en 5h 5’, que comparte el tercer cajón con su hijo Guillaume.

Duras rampas en Piedras Rojas

             Este III Maratón Blanco “Jacetania” cerraba el V Circuito Trangoworld de Carreras Pirenaicas, que con ocho pruebas por distintos escenarios de nuestro Pirineo ha dejado como vencedor a Juan Carlos Apilluelo (GMS), seguido de Carmelo Lucea (Monegrosman Triatlón), y Jorge Royo (Edelweiss Montaña). Y en féminas, Beatriz Baladés (CP Mayencos), Orosia Juanín (Asamún), y Nuria Llopís (CAS).


Os Andarines d'Aragón colaborando con la prueba

            Dicen que el mundo andarín no es competitivo, de hecho no se toman tiempos. Pero no se puede negar que un puntito de rasmia sí que le echan esos campeones, entrando en primera posición Augusto Gimeno (Os Andarines d’Aragón), en 6h 26', seguido de Miguel Ángel Díez (OAd’A), y Antonio Rey (independiente). Las chicas tampoco estuvieron a la zaga, llegando primera Marisa Bergua (CP Mayencos), en 7h 22', seguida de Assumpta Castillo y Pilar Ferrer (ambas independientes). Esta II Andada Popular “Puerta al Invierno” también cerraba la Liga de Gran Fondo del Calendario de Andadas Populares de Aragón.

Grupo de andarines de Azuandarines (Azuqueca de Henares - Guadalajara)

La meta en Astún
            La jornada concluyó con el acto de entrega de trofeos, que se realizaba en la Pista de Hielo de Jaca, donde se dieron a los primeros de las distintas categorías del Maratón Blanco “Jacetania”, así como del Circuito Trangoworld de Carreras Pirenaicas, al haber concluido el mismo. También se llevaron trofeo los tres primeros hombres y mujeres de la Andada Popular “Puerta al Invierno”.

El cierre de la prueba en el avituallamiento de Canalroya
Diversión garantizada
            Una prueba en ruta de estas características tiene su complicación a la hora de organizarla. Son muchos los aspectos a tener en cuenta previamente, especialmente si se tocan vías de tránsito de vehículos, y más si son carreteras nacionales. Avituallamientos, voluntarios, Cruz Roja, Protección Civil… todo imprescindible para la buena consecución de la misma. Queremos agradecer desde aquí la enorme labor prestada por todas esas personas, mención especial a Os Andarines d’Aragón que han colaborado activamente para sacar esto adelante. También a los ayuntamientos de los pueblos por los que discurre la prueba, a las estaciones invernales, a la comarca y a los distintos patrocinadores.

Avituallamiento de meta
            Y poco más, amigos. Muy satisfechos de haber acogido este año a casi 190 participantes entre ambas modalidades, y haber disfrutado con ellos por estos extraordinarios parajes del Valle del Aragón, bajo la marca Mayencos, en una extraordinaria jornada en lo deportivo, con un gran ambiente en lo social y apacible en lo meteorológico.

 
Podium absoluto mixto



La web oficial del evento: http://www.maratonblancojacetania.es/

miércoles, 16 de noviembre de 2016

Palomera y San Ginés, dos bastiones del Alto Jiloca

IXOS MONS
Palomera (1.533 m)
San Ginés (1.601 m)
Lunes, 14 de noviembre de 2016

Hay en sus riberas infinitos pueblos
Cuyos vecinos de sola fruta
Grandísimo provecho tienen,
Porque hasta la Corte de Madrid llevan


            Con estos breves apuntes
Vega del Aranda
recogía el humanista y escritor holandés Enrique Cock, en sus Anales del Año Ochenta y Cinco (1585), sus impresiones al paso por estas tierras, acompañando a Felipe I en un viaje por el antiguo Reino de Aragón. ¿Que a qué se estaba refiriendo?, pues al río Jiloca, el Siloca del Cantar del Mío Cid. El Jiloca que recoge al Pancrudo y con ambas aguas riega una fértil vega, hasta se rendir en el Jalón a la altura de Calatayud,  y que trae sus esencias hasta el mismísimo Ebro aguas arriba de Zaragoza. El Jiloca que se va abriendo paso entre sierras de ese Sistema Ibérico, 
Palomera y Menera en este caso. El Jiloca que da nombre a toda una comarca. El Jiloca cuya depresión hemos contemplado desde dos puntos distantes, pero cercanos, como son el Palomera y el San Ginés, uno a cada lado de esas dos comarcas hermanas, como son la suya propia y la de Teruel, de donde es Pedro, del CM Javalambre, nuestro acompañante de hoy.

Ruta de la Virgen del Castillo,  en Aguatón
Horno de la tejería
            Palomera. Una desapacible mañana nos recibe en un desierto Aguatón, a donde llegamos directamente por un desvío de la A-23, y desde donde comienza nuestra ruta de hoy, concretamente junto a los lavaderos. Los primeros 8 km los hacemos en coche por buena pista, de los que 2,5 están asfaltados. Dos puntos de interés a destacar en ese trayecto motorizado. En primer lugar, y al poco de salir nos encontramos lo que queda de la tejería de Silverio Royuela, que dejó de funcionar en 1946.Y lo que nos queda es parcialmente el horno y una caseta. Con arcillas del cercano barranco del Majanillo, aquí se fabricaban para venderlas en este municipio y los colindantes.

Ermita de la Virgen del Castillo
Pórtico de la ermita
            Seguimos por la pista, y a unos 6,4 km del pueblo se encuentra la ermita de la Virgen del Castillo, cuya construcción actual data de 1727, habiendo noticias de mucho antes. La tradición, que alimenta siempre a este tipo de emplazamientos, cuenta que sobre 1170 se apareció la virgen como agradecimiento tras haber conquistado el territorio para los cristianos. En 1634 se creó una cofradía que agrupó a gentes del pueblo, Torrelacárcel, Santa Eulalia, Torremocha, Villarquemado y Singra que concurría los días 13 y 14 de septiembre para ganar las indulgencias plenarias concedidas por la bula del Papa Urbano VIII.

Arranque del sendero

Llegando al roquedo cimero
            A 8,2 km de Aguatón nos encontramos la pista cerrada por una sirga, lugar donde dejamos el vehículo y nos echamos a andar, encontrando enseguida a nuestra derecha el arranque de un sendero con baliza de PR, que se mete por un empinado barranco, y que al cabo de unos 20’ nos sube a un collado que nos da ya vista a toda la depresión del Jiloca. Aquí nos incorporamos al SL-TE 3, señalizado como Sendero Turístico de Aragón. Con nuestro objetivo a la vista, siguiendo el sendero alcanzamos el pie del roquedo cimero, a donde llega una estrecha canal que lo sube desde el oeste. Unos cuanto pasos más, y llegamos arriba, donde conviven dos vértices geodésicos, uno a la altura del suelo, y otro aupado a un gran pedestal de piedras, como de cinco metros, al que no somos capaces de subir debido al desatado viento reinante. Desde el punto más alto de la Sierra de Palomera, las vistas son impresionantes, especialmente hacia esa depresión del Jiloca, dejándose ver tras ella, nuestro siguiente objetivo, el San Ginés.

Canal que da acceso a la cima por la cara oeste
Súper vértice geodésico
            Para el descenso, optamos por bajar por el este, hasta un collado cercano, desde donde parte un estrecho, pero definido sendero que nos lleva hasta la pista, que siguiéndola alcanzamos la sirga, y detrás, el vehículo. Desde el pueblo han sido 19,7 km., habiéndole dedicado 2 h de tiempo total, del que 1h 35’ han sido en movimiento, para salvar en torno a 630 metros de desnivel acumulado D+. El tramo andando, desde la sirga, han sido 3,5 km., que hemos recorrido en 1h 10’ de tiempo total, del que 55’ han sido en movimiento, con unos 260 metros de desnivel acumulado D+. Una buena mañana entre carrascas y cierzos.





Arranque desde Peracense
            San Ginés. Desde Aguatón, nos dirigimos de nuevo a la A-23, que enfilamos dirección Zaragoza, para salirnos a la altura de Villafranca del Campo, que atravesamos para llegar finalmente hasta Peracense, ofreciéndose ya durante el camino ese alto de San Ginés, coronado por un sinfín de antenas, entre las que destaca una de cerca de cien metros de altura. Al pasar por el  pueblo, nos sorprende el edificio de la iglesia, de piedra rodena, esa arenisca rojiza tan pegada al terreno. En la parte alta, y con la silueta ya de lo más visible de su castillo, se encuentra un apartadero, con peirón y abrevadero, donde dejamos el vehículo.

GR 24

Castillo de Peracense
            Pero detengámonos un momento ante tal monumento. Se trata de uno de los castillos más bellos y desconocidos de Aragón. Situado sobre un montículo de arenisca, muy escarpado, en la parte más meridional de la Sierra Menera. Con restos arqueológicos correspondientes a la Edad de Bronce, se sabe que ha tenido uso a lo largo de la historia, debido entre otras cosas a su singular emplazamiento entre la riqueza minera de los alrededores y la rica vega del Jiloca. Ha estado en manos islámicas, y finalmente ganado a la cristiandad por los vecinos de Daroca, según se informa en el Fuero de Daroca, otorgado por Ramón Berenguer IV en 1142. Posteriormente, vuelve a ganar importancia estratégica al ser muga entre Aragón y Castilla. Con la reunificación de ambos reinos va perdiendo su hegemonía, volviendo a estar activo en las guerras carlistas.

Destinos rotos
Objetivo a la vista
            Pero nosotros a lo nuestro, que es echarnos a andar desde este punto situado en lo alto del pueblo, y donde tomamos ya el GR 24 dirección Pozondón. Un GR señalizado como Sendero Turístico de Aragón. Enseguida cruzamos las antiguas vías del tren minero, que transportaba el hierro desde las minas de Ojos Negros hasta el Puerto de Sagunto, y que languidecen a la espera de poner en valor ese itinerario. Tras pasarlas, la pista empieza a enseñarnos los dientes con un desnivel considerable, pero siempre sin dejar de ver nuestro objetivo.

GR 24, en un incomparable escenario junto al castillo de Peracense
Sendero entre jaras
            En veinte minutos llegamos a un alto, el collado del Mirador, en el que tomamos un sendero a mano izquierda, siempre de la mano del GR. Este sendero discurre por entre pinos y retorcidas jaras, hasta alcanzar una pista de cemento tras unos roquedos. Desde allí ya son cuatro pasos para llegar hasta la ermita de San Ginés, en una amplia cima, acompañada por un buen puñado de antenas, los restos de una torre de vigilancia y el vértice geodésico, entre roquedo y sabina rastrera. De nuevo la mirada tiene la oportunidad de expandirse hasta el infinito a los cuatro costados. Menos viento que en el Palomera, pero tampoco vamos mal servidos.

Llegada a la amplia cima
Juego de la Calva
            Al filo de comenzar el descenso, junto a esa pista de cemento, hay una pequeña explanada de hierba en la que se intercalan algunas grandes piedras. El amigo Pedro, que estuvo en Peracense de Maestro durante algunos años, me cuenta que cuando se subía de romería a la ermita, era tradición jugar a la Calva, que consistía en tirar piedras desde una de las grandes del terreno a otra, distante como unos diez o doce metros, con un sencillo sistema de puntuación: si se le daba directamente, dos puntos; y si era de rebote, uno. Gentes sencillas con juegos sencillos, sin actualizaciones de versión, sin problemas de espacio en la memoria, sin incompatibilidades… en fin, otros tiempos.


Restos de la torre fortificada

            El descenso lo hacemos por el mismo itinerario. Bajada por el sendero hasta la pista, hasta ese mirador desde donde se tiene buena vista sobre el castillo de Peracense, a cuya localidad llegamos en un pis pas, tras haber recorrido 5,2 km, en los que hemos invertido 1h 45’ de tiempo total, del que 1h 20’ han sido en movimiento, con 370 metros de desnivel acumulado D+.



            Una jornada, en definitiva, en la que nos hemos aupado a dos extraordinarias atalayas sobre el Alto Jiloca, el Palomera y el San Ginés, con 630 metros de desnivel acumulado D+, con 3 horas de tiempo total, del que 2h 15’ han sido en movimiento, y con 9 km en total, que no son muchos, pero los suficientes para que hayamos disfrutado de estas tierras fronterizas que lo fueron, a uno y otro lado del Jiloca, escenarios de pugnas y batallas, y apacibles, quizá demasiado, hoy en día.